¿Cambio o retroceso? 

  “Aquí nadie va regresar al pasado, por más nostalgia que transpiren algunos partidos políticos o grupos de interés por ellos protegidos” Luis Guillermo Solís, Presidente de la República.

Al leer estas palabras solo puedo pensar en la pasada campaña electoral donde con bombos, vídeos y platillos le decían al pueblo que querían volver a la Costa Rica de hace 30 años.

En discursos mezquinos que borraban los logros y los aportes de los Partidos Políticos que han construido la Costa Rica de Hoy.

Pero también en lo contradictorio del mensaje expuesto por el Mandatario, quién en su primer año “EL RETROCESO” parece ser tristemente su premisa.
En un año a nivel internacional,  no hay avances, nos hemos estancado y hasta perdido escaños y sillas en diferentes espacios que con arduo trabajo se habían logrado y así en diferentes ramas.

En un año del anunciado cambio, el Poder Ejecutivo se ha dedicado como el cangrejo a caminar para atrás, de la mano de jerarcas que desconocen su trabajo, que no tienen ni la mínima idea de lo que es planificación y estrategia y se han dedicado a improvisar sin medir las consecuencias, reafirmando una vez más que con Costa Rica si se juega.

Sin irnos muy lejos basta con ver el #FIAsco 2015, 25 años de ser un espectáculo que aporta y enriquece a la cultura costarricense y en un año tan siquiera se podría comparar con sus inicios, una muestra más de ineficiencia y retroceso.

Y así se podría enumerar decenas de acciones que nos llevan hacia atrás, mientras que esos que el Presidente dice transpiran nostalgia se han encargado de llevar al congreso ideas frescas, visiones de desarrollo y de crecimiento, innovación.
Esos que señala quieren regresar al pasado, ya caminaron bastante para devolverse, el sentido de responsabilidad, madurez y consciencia de lo que necesita esta nación no es algo con los que esos actores políticos jueguen.
Durante un año han vivido más de nostalgia los propios partidarios del partido en gobierno, quienes sienten lejana de sus principios a esta administración, quienes ven con ojos de resistencia el famoso cambio del que hicieron alarde.

En fin una frase más donde Don Luis Guillermo tira la piedra teniendo techo de cristal. 

Firmado por Leah Netzer