Cómo hacer un líquido que es sólido

 

Sólido pero también líquidoSiga las instrucciones y tendrá un sólido que se le escurre entre los dedos.

Tire una piedra al agua y, como la mayoría de los líquidos, salpicará por todas partes. Pero algunos fluidos, como la arena movediza, actúan de diferentes maneras dependiendo de la fuerza se les aplica.

Son conocidos como los fluidos no newtonianos y tienen unas propiedades muy inusuales.

Para que usted mismo lo compruebe, el científico Mark Miodownik le mostró a la BBC un experimento que se puede hacer en casa.

Siga estas simples instrucciones paso a paso:

Lo que necesita:

Un tazón grande

Una jarra medidora

Almidón de maíz (450g/16oz)

Agua (475g/16fl oz)

Cuchara

Una bolsa plástica transparente con cierre

Un huevo

Guantes de plástico desechables (opcional)

¡Asegúrese de ponerse un delantal para no ensuciarse!

Cómo hacerlo

IMPORTANTE: No vierta el lodo por el fregadero, ya que podría obstruir las tuberías. Para botarlo, échelo en una bolsa que pueda cerrar bien y tírelo a la basura.

¿Qué pasa?

Cuando uno mezcla el almidón de maíz con el agua, las grandes partículas de la harina quedan suspendidas, flotando en el líquido.

La masa es gruesa pues las partículas están muy juntas, pero tienen suficiente espacio pueden moverse.

Cuando uno bate la mezcla lentamente, ésta actúa como un líquido pues las partículas suspendidas tienen tiempo de moverse sin juntarse con las otras.

Pero cuando se le aplica una presión repentina, el agua se escapa rápidamente mientras que las partículas no alcanzan a hacerlo.

Las partículas del almidón de maíz se compactan temporalmente, lo que hace que la masa se comporte como un sólido.

Fluidos no newtonianos en la vida cotidiana

Salsa de tomateLa salsa de tomate es un fluido no newtoniano.

La arena movediza, cuando no se le toca, suele permanecer como una materia sólida, pero al tocarla, el agua y la arena se separan.

La salsa de tomate o ketchup así como otras salsas son fluidos pseudoplásticos, que permanecen casi sólidos en el fondo de la botella de plástico pero que si se aprietan se deslizan fácilmente.

Los terremotos pueden tornar ciertos tipos de arcilla en líquido debido al movimiento repentino. Al fenómeno se le llama licuefacción y puede provocar que las casas se hundan o colapsen.

Algunas chalecos antibalas contienen fluidos no newtonianos pues en su forma líquida permiten que la prenda se adapte a la forma del cuerpo de la persona pero ante un impacto se vuelven sólidos y resistentes.