Chinchilla acepta renuncia de jefe de Inteligencia y de su asistente personal

chinchilla_cadena_vuelo_peruMensaje de la señora Presidenta de la República a la Nación, difundido la noche de este jueves a través de una cadena nacional de televisión

Costarricenses:

Lamento y condeno los eventos que llevaron a la situación denunciada el día de ayer por el exministro de Comunicación, Francisco Chacón, quien sirvió con honradez a mi Gobierno y al país.

Las últimas horas las he dedicado, como correspondía hacerlo, a analizar en detalle la situación y he llegado a las siguientes conclusiones:

Primero, como ya se ha visto, la gestión y aceptación del uso por parte de la Presidencia de la República de la aeronave vinculada a la empresa THX Energy, se dieron de manera descuidada, sin mediar los procedimientos y controles necesarios para garantizar la integridad y la seguridad.

Segundo, las omisiones fueron especialmente graves, en lo que respecta a la seguridad nacional y a la protección de la Presidenta de la República. Además, pueden comprometer la sólida imagen internacional del país, que siempre ha dado, y seguirá dando, una lucha frontal contra el narcotráfico y la delincuencia organizada.

Los deberes encomendados a algunas personas claves no se cumplieron, y para procurar que jamás se repitan estos hechos, he decidido adoptar, en forma inmediata, las siguientes acciones:

1. He aceptado la renuncia de Irene Pacheco a su cargo de asistente de la Presidencia de la República. Ella ha sido una colaboradora íntegra y honorable, pero considera, al igual que yo, que hubo imprudencia y fallas de coordinación en el desempeño de sus funciones.

2. También he aceptado la renuncia del señor Mauricio Boraschi a su cargo de Viceministro de la Presidencia, Director de la Dirección de Inteligencia y Seguridad Nacional y Comisionado Antidrogas. Reconozco en el señor Boraschi muchos años de entrega a la lucha contra el narcotráfico. Sin embargo, también tenía bajo su responsabilidad el resguardo de la integridad física y moral de mi persona, y la obligación de corroborar, anticipar, y evaluar las actividades en las que participo y me involucro. Estas tareas, en este caso concreto no se cumplieron.

3. En sustitución del señor Boraschi, he procedido a nombrar al actual Viceministro de Seguridad Pública, señor Celso Gamboa. Le he encomendado la revisión inmediata de los protocolos de seguridad en Presidencia y especialmente, las actuaciones para los siguientes viajes, giras y eventos públicos de mi persona.

4. Al mismo tiempo, he instruido al Viceministro Gamboa para que brinde apoyo y colaboración a los representantes de la Fiscalía General de la República y del Organismo de Investigación Judicial, en la atención de las alertas que pesan sobre sospechosos de actividades ilícitas en nuestro país. La primera de estas alertas a la que deberá darle seguimiento, de manera inmediata, es la que se reportó desde el año 2011, en relación con una de las personas involucradas en los hechos que nos ocupan.

5. En relación con el uso de aeronaves de empresas privadas que han sido puestas a disposición de la Presidencia de la República para actividades oficiales, reitero que no hemos violentado ningún parámetro ético o legal. A la fecha, este mecanismo fue utilizado en tan solo cuatro ocasiones. Sin embargo, he dispuesto que el mismo no se vuelva a utilizar, durante mi Gobierno, por parte de ningún funcionario público.

Costarricenses:

Para mí y para mi familia, los hechos que han tenido lugar han resultado especialmente indignantes y dolorosos. Como es sabido, he dedicado gran parte de mi vida a enfrentar el crimen y la delincuencia.
Mi Gobierno le ha dado prioridad a este tema y hemos librado una lucha muy exitosa. Sus resultados los sienten los costarricenses en su vida cotidiana, que es hoy más segura.

Pese a los buenos logros en materia de seguridad ciudadana, he manifestado que el mayor reto que tenemos las y los costarricenses, es combatir el narcotráfico y la delincuencia organizada. En mi informe de labores del pasado primero de mayo, señalé que hasta el año 2012 ya habíamos logrado desmantelar cerca de 350 organizaciones criminales e incautar importantes cantidades de droga y dinero producto del negocio ilícito. Pero, el crimen organizado, sigue siendo una de las mayores amenazas que pende sobre nuestro pueblo.

Reitero que a este tema, le estaremos dedicando mucho del esfuerzo durante el período que le resta a mi Gobierno.
Estoy comprometida con la promoción de una institucionalidad más abierta y transparente, con mejorar la eficacia de nuestra investigación policial, y promover instrumentos legales que faciliten el trabajo de jueces, policías y fiscales. Todo ello con estricto apego al Estado de Derecho.

Sin embargo, fueron colaboradores cercanos y leales quienes bajaron la guardia y esto no puede ser aceptado aquí ni en ninguna parte de nuestra querida nación. Debemos resguardar con más celo nuestra institucionalidad. Esta es la mayor lección que hemos aprendido en el Gobierno, pero también en toda Costa Rica. Nunca deberemos olvidar esta lección.
Es dura, pero nos permite tener más fuerza aún y más convicción para ser mucho más previsores y para redoblar esfuerzos en protección de la integridad de nuestra nación.

Buenas noches.