Más de 400 oficiales de Migración trabajarán en operativo de fin de año

San José.- Desde el 15 de diciembre de este año hasta el 15 de enero de 2013, más de 400 oficiales de la Policía Profesional de Migración trabajarán para velar por la seguridad migratoria y las personas extranjeras que salen e ingresan del territorio costarricense.

En las zonas fronterizas de Peñas Blancas, Limón, Puntarenas, San Carlos, Liberia y Paso Canoas se reforzará la seguridad con los oficiales, para así crear un  desarrollo tranquilo y seguro del flujo de personas extranjeras en esos días.

Además, los oficiales estarán ubicados en los aeropuertos del país como lo son la terminal internacional Juan Santamaría, el aeropuerto internacional Daniel Oduber, en Liberia, y el Aeropuerto Tobías Bolaños, Pavas, en labores de control migratorio.

Los efectivos se avocarán a la inspeccionar lugares estratégicos como centros turísticos, embarcaciones, hoteles, restaurantes. Así como estarán junto con la Fuerza Pública y la Policía de Tránsito en operaciones de control de carreteras.

Cada año, para esta época, se registra un aproximado de más de medio millón de personas extranjeras que salen o ingresan al país, por lo que la seguridad migratoria es un tema de gran interés para el país.

El puesto que registra mayor movilidad es Peñas Blancas con un aproximado de 170 mil personas que pasan por el Centro de Control Migratorio; seguido del Aeropuerto Juan Santamaría (152 mil) y el Daniel Oduber (29 mil respectivamente) y Paso Canoas con más de 28 mil.

Atención especial a niños y niñas

La autoridades también informaron que para esta época muchos padres y madres se “arriesgan” a sacar del país a sus hijos menores de edad, sin ningún documento que los faculte para tal situación.

Debido a que la Ley prohíbe la salida de personas menores de edad sin el permiso respectivo, se ha dispuesto que la Unidad de Atención Especial para Personas Menores de Edad atienda a las familias y niños, niñas y adolescentes.

Dicho trabajo será apoyado por el Patronato Nacional de la Infancia en caso de que los efectivos encuentren algún menor de edad extraviado, perdido o intentando cruzar la frontera por su propia voluntad.

Vehículos

El operativo también incluye el adecuado uso de cinco vehículos, dos microbuses y un autobús, para que en caso de detectar personas en condición irregular, con órdenes de captura, entre otros, desplazar a los detenidos a los centros de aprehensión migratorios.

Dicho trabajo pretende unirse a los demás cuerpos policiales como la Fuerza Pública, el Servicio Nacional de Guardacostas, Policía de Tránsito, Dirección de Inteligencia y Seguridad Nacional (DIS), el Organismo de Investigación Judicial (O.I.J), la Policía de Control Fiscal, el Patronato Nacional de la Infancia (PANI), el Ministerio de Salud y el Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA).