Trocha fronteriza es la “obra más importante de los últimos 200 años”

San José.– El técnico y asesor en construcción de vías Miguel Ramírez aseguró que la carretera 1856 o trocha fronteriza, es la obra más importante de defensa nacional que el país ha construido en los últimos 200 años.

Las declaraciones de Ramírez fueron dadas en la Comisión de Control de Ingreso y Gasto Público, donde se está conociendo el expediente 18520 que investiga los Posibles Hechos de Corrupción de Funcionarios Públicos de la Administración Central y Descentralizada del País así como de la Empresa Privada, en Relación con el Proceso de Desarrollo, Implementación y Ejecución de la Ruta 1856.

Además de Ramírez comparecieron esta mañana, los ingenieros Carlos Acosta Monge ex Director del Consejo Nacional de Vialidad (CONAVI), Manuel Serrano Alvarado quien era el responsable de la obra fronteriza, así como los ingenieros Gerardo Prada Arroyo, José Manuel Sáenz Scaglietti, Rodolfo De León Rivers y   Roberto  Cambronero Cordero, todos funcionarios de la Empresa CACISA.

El objetivo de los legisladores al convocar a todo este grupo de funcionarios, fue aclarar diversas contradicciones que se han dado en comparecencias individuales de Serrano, Acosta y Ramírez.

Sin embargo fueron pocas las novedades que pudieron surgir de las palabras expresadas por Ramírez esta mañana, a excepción de la importancia que tiene esta vía para la defensa del país en la zona norte.

De acuerdo con Ramírez, fue el Ministro de la Presidencia Carlos Ricardo Benavides quien les manifestó que lo concerniente al desarrollo de la obra debía ser “secreto de Estado” porque de lo contrario “la prensa no los dejaría hacer nada”.

También aseguró que eran frecuentes las reuniones con personeros de alto nivel del gobierno de la República, para informarse sobre los trabajos, entre los que destacaban los viceministros de Seguridad Pública así como miembros de la Cancillería y del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT).

De igual manera, Ramírez aseguró que Manuel Abarca (quien se denominaba como el representante del Ministro Benavides) fue el que más influyó de manera negativa en el desarrollo de la trocha. “No era (una persona) sincera, tomaba decisiones sin consultar a Serrano y por ahí empezaron los problemas”, afirmó.

Por su parte Carlos Acosta, ex Presidente Ejecutivo del CONAVI y el ingeniero Manuel Serrano encargado del proyecto, reconocieron que la contratación de la empresa CACISA se dio con el objetivo de supervisar la obra sin embargo sus ingenieros comenzaron a realizar cambios y modificaciones que encarecieron la obra.

Dado que el tiempo fue insuficiente para desarrollar todas las preguntas y cuestionamientos que mantienen los congresistas, el grupo de ex funcionarios de las diversas dependencias deberán regresar a una sesión el próximo martes.