CAPSULAS LEGISLATIVAS: Retomar temas fiscales consensuados

Hace pocos días el Ministro de Hacienda, Édgar Ayales, presentó ante la Asamblea Legislativa, el presupuesto nacional para el 2013 el cual alcanza la cifra de ¢6,4 billones de colones.

De este presupuesto, el 57% del presupuesto se financiará con ingresos corrientes y el resto necesariamente tendrá que hacerse por medio del endeudamiento, medida que se ha venido aplicando durante los últimos años.

El Ministro Ayales en repetidas ocasiones ha hecho ver que ante estos desequilibrios en la hacienda pública se hace imperiosa e impostergable la necesidad de encarar, con la seriedad y urgencia que  se requiere, una reforma tributaria que genere los recursos necesarios para atender los problemas planteados.

Sin embargo, como es de todos sabido, los intentos por impulsar y realizar una reforma fiscala acorde con las necesidades y posibilidades requeridas por el país, ha sido un tema difícil sino imposible de abordar y mucho menos de concretar.

Ahora bien, la pregunta a hacerse, es: ¿si en algunos temas de la reforma fiscal propuesta por el Gobierno sí se había llegado a acuerdos y coincidencias políticas, por qué no rescatar, reformular y presentar nuevamente esas iniciativas y así mitigar en lo que se pueda el desequilibrio fiscal?

Si el Gobierno no quiere desgastarse más en este tema, bien las fracciones legislativas muy bien pueden impulsar iniciativas en esta materia, modelando aun con mayor margen los textos y consensuando así los acuerdos políticos necesarios.

Habrá que esperar la discusión del presupuesto del 2013 y ver si de una vez por todas se decide sobre este tema cuasi tabú.