Tarjetas de crédito, son buenas si sabe usarlas

El mencionar “tarjeta de crédito” trae a la conversación una lista de comentarios de todo tipo, en muchos casos negativos que van desde la insistencia en los entes emisores de convencerlo a uno a aceptar una de sus tarjetas, hasta alguna que otra sorpresa que puede aparecer en el estado de cuenta a fin de mes que casualmente no fue mencionado al momento de hacerle la venta.

Lo cierto del caso es que existen aspectos sumamente positivos alrededor de este instrumento financiero, y que si son utilizados de la manera correcta, tendríamos una excelente herramienta que podríamos utilizar a nuestro favor.

Puntos a favor:tarjeta credito Tarjetas de crédito, son buenas si sabe usarlas

  • Un crédito abierto: La posibilidad de contar con dinero inmediato sin necesidad de papeleo o trámites para enfrentar urgencias o negocios. Imagine que debe comprar algún medicamento para cubrir una enfermedad y no cuenta con el efectivo o debe esperar la aprobación de su póliza de gastos médicos. Con la tarjeta puede afrontar esa necesidad inmediatamente y luego tiene un tiempo (hasta el próximo corte) para hacer el pago correspondiente sin tener que pagar intereses.
  • Seguridad: Permite movilizarse para realizar compras sin necesidad de portar el dinero en efectivo.
  • Planes de lealtad: Con la intención de promover el uso de la tarjeta, las empresas emisoras generan diferentes estrategias, tales como acumulación de puntos, millas, descuentos en diferentes tipos de comercios como hoteles, restaurantes, centros de belleza y demás que pueden inclusive llegar casos a un 50%. Son muchas las personas que a fin de año realizan  una redención de puntos en algún comercio y pueden cubrir alguna necesidad sin tener que sacar un centavo del bolsillo.
  • Facilidad en el manejo de gastos: Hay un grupo de gente que recibe su salario y  no sabe en qué se  esfumó. El estado de cuenta permite tener un mejor control para revisar la distribución de gastos.
  • Privilegios sin costo: Dependiendo del tipo de tarjeta, más beneficios se obtienen como por ejemplo acceso a salas exclusivas de aeropuerto, cobertura de seguros en caso de alquiler de vehículo, asistencia en caso de viajes, hasta inclusive la asignación de un ejecutivo para consultas.
  • Ventajas adicionales a un costo razonable: Existen otros programas que por un costo adicional brindan la posibilidad de obtener coberturas para el hogar, asistencia vial, planes de ortodoncia, médicos, seguros de viajero, etc.
  • Pago de otros servicios: Sistemas automáticos de cobro en los cuales con completar un formulario, se hace el rebajo de servicios públicos, colegiaturas, comunicación, cuotas de mantenimiento de condominios… Inclusive un banco ofrece servicio de mensajero para cualquier pago y además le acumula millas o puntos.
  • Pagos a plazo sin intereses: Este servicio permite al usuario la posibilidad de realizar compras o adquirir servicios no tan comunes (muebles, electrodomésticos, viajes, tratamientos médicos) y pagarlos en cuotas iguales.

Puntos en los que se deben tener cuidado:

  • Tasa de interés: Muchas veces este dato se trata de minimizar al darle más énfasis a beneficios como el plazo, o la cuota más baja. Sin embargo algunas tarjetas de crédito en Costa Rica superan el 60% de tasa de interés.
  • Anualidad: Con el objetivo de aumentar la colocación de tarjetas, algunos vendedores pueden omitir algunos detalles o dar un discurso que no coincide con lo que viene impreso en el contrato. Para evitar sorpresas revise cualquier documento antes de firmar la aceptación de la tarjeta.
  • Cobertura en caso de robo o estafa: El crimen organizado actúa de múltiples formas y cuentan con alta tecnología con la que pueden duplicar la tarjeta, robar los datos vía electrónica o usar alguna trampa para obtenerlos directamente. Es importante estar al tanto de cuál es la cobertura que brinda el emisor en caso de que aparezca algún cargo fraudulento y preferiblemente, adquirir la póliza de cobertura.

Consejos para que la tarjeta de crédito sea un aliado:

  • Haga el pago de contado todos los meses. Si no puede hacerlo, trate de obtener el dinero de otro medio (algún préstamo personal, de la asociación de empleados, etc) para pagar ese monto tan pronto como sea posible. Recuerde que las tasas de interés son fuertes y si solamente realiza el pago mínimo, el monto de su deuda no va a disminuir mucho porque gran parte de esa cuota sería para pagar intereses.
  • Use la tarjeta para gastos que normalmente haría en efectivo. Por ejemplo si usted va a realizar la compra quincenal al supermercado y paga en efectivo o con su tarjeta de débito, puede hacer el pago con la tarjeta de crédito y al mismo tiempo acumular puntos o millas que luego podrá cambiar.
  • No se deje llevar por las promociones ya que son un arma de doble filo. Por ejemplo si usted está ahorrando para someterse a una lipoescultura y un ente emisor de tarjetas otorga un descuento para ese tipo de tratamientos, pues no lo dude, pague con su tarjeta y tome el dinero que tiene ahorrado y cancela su saldo, obtiene su tratamiento a mejor precio y acumula puntos. Pero si al ver la publicidad de esta oferta usted decide que tiene que aprovechar esa gran oportunidad, mejor piénselo dos veces.
  • Aproveche todos los beneficios, algunas personas pagan servicios adicionales y no los usan. Por ejemplo hay programas que cubren el servicio de cerrajero en caso de que deje las llaves dentro del carro, plomero en caso de una emergencia con algún tubo de la casa, grúa si su automóvil tiene desperfecto mecánico, etc. Lea la letra pequeña, también puede tener buenas noticias.

Si usted dice es una de las personas que dice no a las tarjetas de crédito, puede estar privándose de una gran cantidad de beneficios. Busque la asesoría correcta y trabaje en su disciplina financiera para que logre contar con esta herramienta tan positiva, como lo son las tarjetas de crédito.

 

@ponchocr